domingo, 11 de julio de 2010

Servicios y Gobierno SOA


Los servicios son funcionalidad necesaria para la empresa, es decir son funcionalidad expuesta a otros servicios, sistemas o una interfaz gráfica. Los cuales fueron concebidos para solucionar un requerimiento. Los servicios son los ladrillos de nuestra arquitectura SOA. Ellos pueden contener lógica de negoció, acceso a bases de datos, accesos a otros servicios, etc.

Los servicios están descriptos en una interfaz que indica como utilizarlos. Pero los servicios nunca exponen su funcionamiento; son una caja negra. Lo que permite cambiar un servicio fácilmente por otro, favoreciendo la mantenibilidad y agilidad de desarrollo. Los servicios exponen como se utilizan pero no exponen como funcionan.

Los servicios pueden acoplarse para formar nuevos servicios, que solucionan nuevos requerimientos, esto ayuda a que no se duplique el código. Los servicios son atómicos y sin estado lo que permite distribuirlos en diferentes maquinas favoreciendo la escalabilidad de los sistemas.

Los servicios por si solos son incompletos, necesitan una arquitectura que los mantenga y soporte sus ventajas. Por ejemplo a la hora de desarrollar un nuevo servicio ¿como se si no existe ya? O ¿si existen servicios que pueden ayudar? Por lo tanto debo tener un registro a donde registrar mis servicios, en el cual puedo buscar los servicios existentes.

El gobierno SOA es el conjunto de roles, políticas y procedimientos que sirven de guía para la adopción de la SOA. Al implementar los componentes tecnológicos de gobierno, está creando la infraestructura para soportar y aplicar estos roles, políticas y procedimientos en toda su SOA.

Luego de desarrollar los servicios hay que gestionarlos, la gestion de los servicios se le llama gobierno SOA.

Gobierno de SOA es una ampliación del gobierno de IT centrada en el ciclo de vida de los servicios y en las aplicaciones compuestas en una arquitectura orientada a servicios (SOA) de una organización. La función del gobierno de SOA es definir:
  • Derechos para tomar decisiones para el desarrollo, el despliegue y la gestión de nuevos servicios.
  • La supervisión y notificación de procesos para capturar y comunicar los resultados del gobierno. Debido a que las aplicaciones SOA están intrínsecamente fragmentadas, introducen nuevos retos de gobierno. No obstante, con políticas, principios, estándares y procedimientos adecuados, los empresarios pueden darse cuenta de todas las ventajas que ofrece la arquitectura orientada a servicios. Una plataforma de gobierno de SOA eficaz no sólo ayuda a los equipos de IT y negocio a identificar mejor qué proyectos contribuyen más a los objetivos empresariales, sino que también dotan de más facilidades a los empleados para trabajar y colaborar de forma más eficaz definiendo claramente sus roles y sus responsabilidades.

El Gobierno SOA pretende dotar de los mecanismos de control, procesos, procedimientos y métodos probados en la práctica para garantizar el orden en las decisiones que se tomen en una iniciativa SOA, evitando el caos en cualquier proyecto SOA que se plantee, logrando la efectividad y agilidad esperada en la transición hacia SOA.


El Gobierno se refiere a los procesos que una empresa establece para garantizar que las acciones realizadas se adhieren a las mejores prácticas, normativas, estándares y principios de arquitectura, con objeto de gobernar la adopción e implementación de SOA.

La ausencia del Gobierno SOA puede desembocar en los siguientes problemas:
  • El Programa SOA entrega resultados inconsistentes
  • Crecimiento caótico a nivel de infraestructura y servicios
  • Servicios con funcionalidad redundante
  • Disponer de servicios que no se pueden reutilizar en la organización
  • Inconsistencia en la identificación, diseño y uso de los servicios
  • No se definen métricas para cuantificar el éxito
  • Ausencia de coordinación entre proyectos
La definición de una Estrategia de Gobierno SOA proporciona la coherencia necesaria para todas las acciones que se lleven a cabo en un Plan de Adopción SOA, siguiendo un enfoque incremental de adopción en distintas fases para reducir riesgos, y proporcionando un modelo de gobierno que constituya un marco de referencia para las decisiones que se tomen.

Por lo tanto podríamos definir a SOA como la suma de servicios y gobierno SOA.

El Gobierno SOA comprende varias herramientas que permiten gobernar los servicios:
  • Registro de servicios, permite registrar nuestros servicios y consultar servicios existentes.
  • Bus de servicios o ESB (Enterprise Service Bus) facilita la comunicación entre diferentes servicios.
  • Orquestación y coreografía, herramienta que permite definir la interoperabilidad de los servicios.
  • Procesador de flujos de eventos o ESP(Event Stream Processing) herramienta para diseñar, gestionar y monitorizar los eventos que fluyen a traves de un entorno orientado a EDA(Event-Driver Architecture) dado.
  • Integración de aplicaciones empresariales o EAI (Enterprise Application Integration) facilita la integración con aplicaciones o bases de datos legacy.

No necesariamente se deben tener todos las herramientas descriptas para conformar el gobierno SOA. Se deben adoptar las herramientas que satisfagan las necesidades propias de la empresa que adopta SOA.